Que una organización tenga algunas funciones internas digitalizadas no tiene por qué significar que el proceso de transformación digital esté ya completo. Hoy día si no domina las cuatro etapas críticas del ecosistema empresarial, seguirá estando en niveles mínimos de digitalización. Estas son:

  1. Cliente
  2. Operaciones
  3. Tecnología
  4. Personas

Cuatro aspectos que deben de ir de la mano para lograr que su compañía tenga una clara posición estratégica y obtenga beneficios como un incremento añadido de los ingresos y efectos directos en materia de reducción de costes y eficiencia, pero también más:

  • Transparencia
  • Conocimiento a partir del análisis de datos en tiempo real
  • Colaboración
  • Conectividad
  • Inmediatez y flexibilidad

La diferencia entre ser un ‘novato digital’ o un ‘campeón’ está precisamente en el uso de la tecnología y cómo esta se integra fluidamente en los procesos y las personas.

Banner-EBOOK-2-home

Precisamente la consultora estratégica PwC ha acuñado, a través de su informe Global Operations Study 2018, cuatro términos muy significativos que ilustran el panorama actual en la Industria, pero que pueden ser aplicados a todas las compañías con carácter general:

  • Digital Novices
  • Digital Followers
  • Digital Innovators
  • Digital Champions

Estar en uno u otro nivel lo marca la capacidad de aprovechar la tecnología para conectar con los clientes, mejorar procesos y establecer nuevas formas de trabajo usando todo el elenco de tecnologías digitales (Inteligencia Artificial, Impresión 3D, IoT, robots…) para lograr una gestión eficiente y eficaz.

Arquitectura TI, espina dorsal crítica

La radiografía realizada por PwC demuestra que tan sólo un 5 por ciento de las compañías están digitalmente avanzadas. En el extremo opuesto lo más común es encontrarse con organizaciones que cuentan con algunas áreas digitalizadas y conectadas (el 47% de las empresas), frente a un 21% que muestran niveles incipientes de digitalización, y un 27% que son Digital Innovators. Esto es: empresas conectadas digitalmente a sistemas externos que utilizan plataformas de intercambio de información y colaboración, teniendo una digitalización limitada aún.

Sin embargo, la ‘espina dorsal crítica’ de todo el proceso de digitalización parece cada vez más evidente que apunta a tener una correcta arquitectura TI, ya que es lo que va a permitir realmente la implementación de tecnología nueva en toda la organización. Una de sus tareas más importantes es apoyar la digitalización de los negocios posibilitando ofrecer al usuario un servicio de alta calidad, experiencia, fiabilidad y eficiencia, pudiendo entrar de lleno en la llamada Cuarta Revolución Industrial que afecta a todos los tipos de sectores y compañías.

Usar aplicaciones de análisis de datos; tener una gestión en la nube; emplear plataformas integradas que faciliten el tránsito de la información dentro y fuera de las compañías, pero sobre todo asociarse con proveedores externos que propicien hardware y software para implementar rápidamente estrategias digitales, le ayudarán a no ralentizar el proceso de transformación digital mejorando sus resultados.

Llegar, por tanto, a ser un Digital Champion señala no solo a tener la capacidad suficiente de incorporar nuevas tecnologías, sino también a gozar de un liderazgo con clara visión digital que añada nuevas formas de trabajar en la empresa con inversiones relevantes para el desarrollo del cometido de las personas, posibilitando la formación y el desarrollo de nuevas capacidades, abriendo las puertas a una nueva cultura digital.

Recuerde que los beneficios de ser un Digital Champios son cuádruples:

  1. Mayores ingresos por mejoras en la satisfacción de las necesidades del cliente
  2. Incremento de márgenes gracias al uso óptimo de las capacidades internas y una extensa red de socios
  3. Más agilidad
  4. Conectividad sin fisuras para una mayor eficiencia y costes reducidos.

En Korporate Technologies somos expertos en ayudar a las compañías en el camino de la transformación digital, realizando una auditoría completa y luego integrando aquella tecnología que mejor se adapte a las necesidades de cada compañía con un claro objetivo: mejorar el entorno de trabajo para hacerlo más productivo y eficiente. Consulte con nuestros expertos.

be-DIGITAL-be-HAPPY

Condiciones de uso

Grupo Korporate informa que los datos de carácter personal que se proporcionen rellenando el presente formulario serán tratados por Korporate Technologies S.L como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que se solicitan es enviar información y noticias de interés relacionadas con la marca, además de comunicaciones promocionales de nuestros productos y servicios. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado.

Le informamos que los datos que se faciliten estarán ubicados en los servidores de Mailrelay (proveedor de email marketing) a través de su empresa CPC Servicios Informáticos Aplicados a Nuevas Tecnologías S.L., ubicada en Torrelodones, Madrid. Ver Política de privacidad de Mailrelay. El hecho de que no introduzca los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no se pueda atender tu solicitud.

Podrá ejercer sus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en comunicacion@grupokorporate.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra Política de privacidad